martes, 9 de noviembre de 2010

De Higos a Brevas


Realmente no son una fruta, sino una parte del árbol,  es dentro  dónde están los miles de frutos en si mismo.
Son originarios de Asia menor. Es considerada como la fruta más dulce de todas, tiene un 83% de azúcar, calcio, fibra y vitaminas A, B y C.
Sus propiedades son laxantes y digestivas, son  muy energéticos (unas 30 calorías por higo).
Se clasifican por el color:  blancos, negros o rojos. En España suelen verdes (considerados cómo blancos). Famosos son los  de Turquía o Esmirna, de color morado. los higos secos son muy utilizados en las cocinas, hay que
ponerlos en remojo en agua  o con vino tinto, utilizándolos como las ciruelas pasas, orejones, en los guisos de pollo o cerdo. Pero como más se aprecia su sabor es cogiéndolo del árbol...
Las higueras dan dos tipos de frutos, las brevas, a final de Junio  que proceden de las yemas del año anterior,  y los higos que son los nuevos brotes del año, a final de Septiembre u  Octubre, dependiendo de la zona.De ahí el dicho de "Higos a brevas", es decir en escasas ocasiones).



Historias: 
Me ha sorprendido la cantidad
de historias sobre los higos.
Se cree que la hoja
con la  que se taparon Adán y Eva era de la una higuera.
También en la mitología hindú se considera el árbol del bien y del mal.
Existen muchos dichos, como el de "Vivir en la Higuera", "estar echo un higo".
Su forma recuerda a los testículos de los hombres, pero en cambio,
el significado popular es relativo al sexo femenino. 
También aparece en la leyenda de Rómulo y Remo,
que cuenta que antes de la loba,
se alimentaron de la savia de una Higuera.
Y muchas más que no menciono por no extenderme en demasía.












Era una tarde fría y lluviosa de Octubre.
Mi querida suegra se había traslado a vivir al lado de la nuestra 
y estaba ayudándole a colocar sus cacharros 
en los nuevos armarios de su nueva cocina,
tenía cantidad de utensilios que nunca había visto
sin saber que eran ni para qué servían. 
Así cómo una buena colección de viejos libros y revistas de cocina.
Serían las cuatro de la tarde cuando me dijo que dejara lo de las cajas , que me iba a enseñar a hacer una de sus tartas. Yo la verdad me defendía a duras penas en la cocina, y menos con la repostería, pero por agradarla, me presté a ello...
-A ver, tenemos todos los ingredientes, hasta esos higos que cogimos en el parque...
Sacó una vieja agenda llena de anotaciones, recortes de recetas de revistas, 
de amigas, de su madre, y con su preciosa caligrafía, las de su propia cosecha, o las que le contaban y ella iba añadiendo en el transcurrir de los años.

Yo veía que el tiempo pasaba , la cocina se iba llenando de cacharros, y la cosa se iba complicando. al notar mi impaciencia, me miro muy seria y me dijo:
- La cocina es ciencia, arte, cariño y paciencia. 
Luego continúo pausadamente diciendo los pasos a seguir: 
Trabaja la masa, envuélvela en si misma, despacito, coje  la lengua, enharina el molde... 
Ya eran las ocho cuando pinchamos la tarta por última vez con aquella aguja de hacer punto y salió limpia. 
-¡Ya está!;  dijo emocionada. 
Aún recuerdo el aroma que salía de aquel pequeño horno, y esa cena con un tazón de leche y la magnifica tarta de higos que habíamos echo juntas,  desde entonces fuimos dos grandes amigas hasta que se fue de este mundo, unos años después.
Aún conservo su vieja agenda del 54, que guardo como uno
de mis más preciados tesoros y consulto a menudo. 
Gracias a ella empecé a apreciar el hecho de cocinar con cariño y esmero.

RECETA: TARTA DE HIGOS 

  • 4 huevos, clara y yema separados
  • corteza rallada de naranja y limón
  • 200 gr  de mantequilla
  • 175gr de azúcar
  • Miel clara.
  • 225gr de harina de trigo.
  • Una cucharadita de levadura en polvo
  • 2 yogures  naturales (si es griego, mejor)
  • 6 u 8 higos cortaditos en rodajas, miel al gusto.

Precalentar el horno, preparar el molde,  Con mantequilla y poco de harina
poner los higos con la miel.
Batir la mantequilla
y el ázucar con las cortezas.
Incorporar las yemas de huevo, la harina y  poco a poco el yogur, mezclar.
Batir las claras a punto de nieve y agregarlas, cocer en el horno 75 min más o menos a 100º si se quiere subir un poco al final. Pinchar con una aguja, y cuando salga limpia es que está.
Desmoldar y poner la miel sobre los higos.
(Receta de "La gran enciclopedia de la  fruta")





ESTE ES EL RESULTADO FINAL
Fotografía : www.rosaprat.es


















                          

4 comentarios:

  1. Que bueno Rosa, la acuarela es impresionante, Gracias!!
    Felipe.

    ResponderEliminar
  2. original, incluso en la temática de un blog !
    te sigoooo !!!!

    ResponderEliminar
  3. Casi lo saboreamos. Nos encanta Rosa. Enhorabuena.

    ResponderEliminar